AMLO responde al Papa por asesinatos de jesuitas; refrenda estrategia de seguridad

López Obrador insistió en que la ola de violencia en el país es el resultado de la política de corrupción e impunidad que se implementó desde el Gobierno de Felipe Calderón

Al ser cuestionado sobre si los recientes hechos de violencia le podrían llevar a cambiar la estrategia de seguridad en el país, el presidente Andrés Manuel López Obrador fue contundente al asegurar que no lo hará.

“No, al contrario, este es el camino”, señaló el mandatario mexicano en su conferencia mañanera.

López Obrador insistió en que la ola de violencia en el país es el resultado de la política de corrupción e impunidad que se implementó desde el Gobierno de Felipe Calderón (2006-2012) y afirmó que “no se puede arrancar de raíz” el problema que lleva años el cual, dijo, “se propició y alentó” por los vínculos de la delincuencia con las autoridades.

Destacó, además, el mensaje del papa Francisco, quien en su cuenta de Twitter condenó los asesinatos de los sacerdotes.

“Dar respuesta al mensaje del papa Francisco, que aún en situación muy difícil, dolorosa, él escribe un mensaje, lamentando la situación de violencia en México, pero al mismo tiempo subrayando que no es la violencia el camino para conseguir la paz, que la violencia genera más violencia”, dijo.

Los asesinatos de los religiosos han sido condenados por organizaciones civiles y la comunidad jesuita en México, que destacó que al menos siete sacerdotes han sido asesinados durante la administración de López Obrador.

Estos hechos se enmarcan en una ola de violencia que se vive en México, pues se tiene registro de 33.316 homicidios en lo que va del año, después de los dos años más violentos de su historia, con 34.688 víctimas de asesinato en 2019 y 34.554 en 2020.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), la percepción de inseguridad de los mexicanos aumentó del 65,8 %, en diciembre de 2021, al 66,2 % en marzo pasado.