Notifican a Jalisco primer caso de viruela símica

Las autoridades sanitarias de Jalisco fueron notificadas del primer caso de la viruela símica en un turista estadounidense que visitó el municipio de a Puerto Vallarta del 27 de mayo al 4 de junio fecha en la que huyó del hospital tras la sospecha de que era portador de esta enfermedad.

De esta forma la Secretaria de Salud Jalisco hizo un llamado a todos los turistas y habitantes de Puerto Vallarta que asistieron a eventos al Mantamar Beach Club y que presenten síntomas como dolor de cabeza, fiebre por arriba de los 38.5 grados Celsius, inflamación de ganglios, dolor muscular, erupciones cutáneas visibles en diversas partes del cuerpo como pústulas, para que acudan al médico y descartar que sea esta enfermedad.’

Fue la Dirección General de Epidemiología la encargada de notificar al gobierno de Jalisco del positivo del primer caso de viruela símica, correspondiente a un ciudadano de Estados Unidos, quien había realizado un viaje a Berlín, Alemania, en la primera quincena de mayo y regresó a su país el 16 de mayo, para posteriormente el 27 de mayo llegar a Puerto Vallarta.

El caso fue notificado por un médico de Texas quien lo reportó al Centers for Diseaese Control and Prevention (CDC), organismo que informó a las autoridades sanitarias mexicanas de la situación, ya que el afectado regresó a su país de origen sin aislamiento previo.

El 04 de junio Jalisco recibió una notificación de un caso sospechoso de viruela símica en Puerto Vallarta
Información dada a conocer por el Gobierno de Jalisco indica que el 4 de junio, la Secretaría de Salud Jalisco (SSJ) recibió de forma oficial la notificación por parte del Centro Nacional de Enlace Internacional (CNEI) de la Dirección General de Epidemiología (DGE), de un caso sospechoso de viruela símica en Puerto Vallarta; reportado a su vez por el Centers for Diseaese Control and Prevention (CDC) de los Estados Unidos de América (EUA).

Los datos difundidos indican que se trata de un hombre, de 48 años, originario y residente de Dallas, Texas, “quien visitó Puerto Vallarta por motivos turísticos, acompañado de su pareja. El hombre comenzó con síntomas el 30 de mayo como son tos, escalofríos, dolor muscular y lesiones tipo pústulas en cara, cuello y tronco. El 3 de junio contactó a un médico en Texas para informar su situación, quien le recomendó acudir por atención médica e hizo el reporte del caso sospechoso al CDC y éste al CNEI de México”.

Explicaron que esta persona viajó a Berlín, Alemania del 12 al 16 mayo pasado; regresó a Dallas el 16 de mayo y el día 27 de este mismo mes arribó a Puerto Vallarta de vacaciones.

“El hombre acudió a un hospital privado de Puerto Vallarta y ante la sospecha de esta enfermedad se le indicó la toma de muestras y el aislamiento, a lo cual se niega y se retira (en realidad se dio a la fuga) de la unidad”, indicaron las autoridades de Jalisco.

Tras ser notificada la Secretaria de Salud Jalisco (SSJ), de forma inmediata y coordinada el 4 de junio se dio seguimiento al caso por personal de la Región Sanitaria VIII Puerto Vallarta, sin poder localizar al afectado por ninguna vía de comunicación.

“De acuerdo con información del lugar donde se hospedaba la pareja, se informó que se les vio salir con maletas el 4 de junio; sin embargo, dado que el paciente tenía programado un vuelo de Puerto Vallarta a Dallas el día 6 de junio, el área de Sanidad internacional de Puerto Vallarta informó al Instituto Nacional de Migración y a las Aerolíneas la situación del paciente para que no se le permitiera el ingreso ni abordar a la aeronave, así como su notificación inmediata a Sanidad Internacional”.

Sin embargo fue hasta el 6 de junio que el CDC notificó al CNEI que el paciente viajó a Estados Unidos el 4 de junio sin especificar aerolínea, vuelo ni horario, para el 7 de junio se recibe notificación por el CNEI reportando la prueba de PCR positiva a ADN del virus Orthopoxvirus (no variólico), estando soló a la espera de la confirmación por laboratorios del CDC.

De igual forma notificaron que el paciente durante su estancia en Puerto Vallarta estuvo presente en diversos festejos, algunos de ellos celebrados en un hotel del puerto. Por lo anterior se comenzó con reforzamiento de la vigilancia epidemiológica en las unidades de salud, búsqueda de contactos de riesgo y recomendaciones a la población.